BLW friendly: Wok de arroz

BLW friendly: Wok de arroz

Llegó el 2017 y con él los míticos propósitos de año nuevo, ¿verdad? Uno de los objetivos que nos hemos marcado en casa es comer más frutas y verduras que es justo donde nuestra dieta más flojea… ¡¡Con lo importantes y saludables que son, lo sé!!

Así pues, la primera receta de este año no podía ser otra que un delicioso plato vegetariano / vegano super completo y con un montón de verduras que acompañan a la perfección al siempre apetitoso arroz.

Personalmente, mi mayor problema con las verduras suele ser su textura y el sabor dulzón de algunas de ellas (sí… yo soy muy complicada para comer XD), por lo que el hecho de cocinarlas en wok y no hervidas es un punto muy positivo en esta receta, no sólo por que mantienen mejor sus nutrientes al estar poco cocinadas sino porque quedan algo más “crujientes” y su sabor dulce no alcanza su punto máximo.

Además tiene la ventaja de ser totalmente personalizable con las verduras que más gusten en casa e incluso se puede agregar algo de tortilla como proteína y hacerlo todavía más completo. De la manera que sea, seguro que te sale riquísimo 😉

Ingredientes

  • 250 gr de arroz (en este caso utilicé arroz Thai)
  • 750 ml de caldo de verduras
  • 1 pimiento rojo
  • 1 calabacín
  • 1 cebolla
  • 2 champiñones grandes
  • 5 espárragos trigueros
  • Aceite de oliva
  • Ajo en polvo
  • Sal (Evitarla para los menores de un año y moderarla para el resto)
  • Salsa de soja (opcional)

Paso 1: Preparamos el arroz

Cocemos el arroz, previamente lavado, de la manera habitual en el caldo de verduras. Si es necesario escurrimos para eliminar el exceso de caldo. Reservamos.

Paso 2: Cortamos y cocinamos la cebolla

Paso 3: Cortamos los espárragos, la zanahoria y el pimiento

Paso 4: Los agregamos al wok o sartén

BLW friendly: Wok de arroz

Cocinamos durante unos minutos a fuego medio – alto.

Paso 5: Cortamos el calabacín y los champiñones

Paso 6: Agregamos al wok o sartén

Cocinamos durante 6-8 minutos a fuego medio – alto. Agregamos ajo en polvo y sal al gusto.

Paso 7: Incorporamos el arroz

Añadimos el arroz y mezclamos para integrar todos los ingredientes. Podemos rectificar de sal y añadir en este paso salsa de soja al gusto (recuerda que tiene alto contenido en sal, por lo que conviene separar la ración de los más peques antes de agregarla).

Paso 8: Servimos

BLW friendly: Wok de arroz

 

¿Te apetece? Si te animas a hacer esta receta, te invito a que me mandes los resultados, versiones y experiencia de los peques con este plato.

Recuerda que, coma cuanto coma tu peque hoy (mucho, poco o nada), la hora de la comida debe ser un momento agradable en familia, confía en su autorregulación y disfruta de esta etapa de exploración y aprendizaje que le aporta mucho más que nutrición 😉

¡Si te ha gustado, compártelo! 

Y si no quieres perderte nada, síguenos en Instagram y Facebook

facebookpinterest
ideas de regalo para bebes

57 ideas de regalo para bebés (de 0 a 18 meses)

Reconozcámoslo, a los adultos nos suele entusiasmar la idea de compartir con nuestros peques estas fechas especiales: Pasear por las calles decoradas, hacer actividades en familia y claro está, también hacerles algún que otro regalito… muchos nos morimos de ganas de celebrar estos días tan señalados con ellos, por poco conscientes que sean del momento.

Pero claro, los bebés no hacen carta a los Reyes Magos o Papa Noël así que nos toca decidir por ellos y a menudo sucede que nos dejamos llevar por las grandes marcas que todos conocemos y que nos invitan a comprar los juguetes más enrevesados con música, luces y mil colores que no hacen más que sobre-estimular a los niños.

Pero a veces menos es más… ¡hay vida más allá de las marcas más conocidas y los juguetes de plástico! No sólo eso sino que además está llena de preciosas opciones, de juguetes artesanales, de materiales cálidos y de gran calidad para que nuestros peques exploren el mundo a través de los sentidos, se diviertan y disfruten tanto (o más) como con los que anuncian a todas horas ya en cualquier medio.

Puede que ya tengas claro todo esto que te acabo de contar, pero es verdad que a veces nos perdemos entre la inmensa variedad que hoy en día ofrece el mercado, y no son poco habituales las consultas que nos llegan acerca esta primera etapa así que lo que hoy traigo es una selección de juguetes de madera, materiales Montessori y otros artículos ideales para bebés (de 0 a 18 meses) 😉

Para acertar, además te aconsejo (si me lo permites) observar a tu hijo, parar y observarlo de verdad para detectar cuales son sus intereses actuales y así poder escoger en base a ello, ya que cada niño es un mundo y aún sin hablar, él mismo te dirá cual será el regalo ideal.

Dicho esto, ¡comenzamos!

Juguetes sensoriales

El aprendizaje se adquiere a través de los sentidos, por eso los materiales sensoriales resultan de una gran importancia en toda la niñez y especialmente en los primeros años.

Instrumentos

Para estimular el sentido auditivo y la creatividad, ideales también para trabajar la motricidad. Podrían incluirse en cualquiera de los otros apartados pero suelen ser un acierto (y no sólo en la primera infancia). Por eso se merecen su propia sección 🙂

Motricidad

A veces las características de un juguete se entremezclan y muchos de los anteriores también podrían estar en este listado, no obstante, los que aparecen aquí trabajan de manera especial la motricidad y la adquisición de habilidades motoras.

Libros

Los libros son siempre una buena opción que además pueden acompañarles durante buena parte de su infancia y les suelen encantar. Los de tela son ideales para los primeros meses mientras que los otros presentan solapas y desplegables que llamaran toda su atención.

Otros materiales

Pero no todo son juguetes, también podemos regalarles (y regalarnos) materiales que facilitarán nuestro día a día, como las cucharas de aprendizaje, los suelos blanditos o las tronas-maleta para que salir a comer con nuestros peques no resulte nunca un impedimento.

Como ves no son pocas las opciones para regalar a los más pequeños de la casa aún fuera de la línea convencional. Te recuerdo que puedes encontrar todos estos juguetes en nuestro escaparate (aquí son todos los que están pero no están todos los que son 😛 ).

Puede que algunos se encuentren fuera de stock en el momento en que lo consultes, pero la gran mayoría están o estarán disponibles durante estas semanas previas a la Navidad 😉

No me gustaría finalizar este post “especial Navidad” sin antes recordarte que, de cualquier manera, tú y tu tiempo seréis siempre el mejor regalo que jamás podrás hacerle a tu peque y que los recuerdos que resulten de ello, además, no tienen precio 😛

¡Si te ha gustado, compártelo! 

Y si no quieres perderte nada, síguenos en Instagram y Facebook

 

 

facebookpinterest
fullsizerender-7

DIY: Calendario de adviento (24 ideas)

Pues sí, un año más nos encontramos a las puertas de diciembre y se respira en el ambiente muchas ganas de Navidad pero también se sienten las prisas por llegar a tiempo a todo lo que tenemos planeado para este mes mágico… regalos, escapadas, actividades, reuniones familiares y mil detallitos más, típicos de estas fechas que a (casi) todos encanta, sobre todo cuando hay peques en casa 😉

Y si hay un gran protagonista en este próximo primero de diciembre, ese es el calendario de adviento, que convierte esta cuenta atrás en un día tras día, a cada cual más especial. Y es que los típicos y ya poco originales calendarios rellenos de chocolates de dudosa calidad en realidad ya han pasado de moda… si lo que quieres es un calendario de adviento realmente especial y único, lo ideal es hacerlo personalizado 🙂

Para ello, puedes comprar uno de los que ya venden hechos y listos para rellenar con lo que prefieras (que los venden muy bonitos, por ejemplo en amazon o tiger) o puedes lanzarte y sacar tu lado más creativo haciendo un DIY.

Y como este post anuncia “24 ideas”, lo primero que traigo son ejemplos de calendarios de adviento hechos a mano, de materiales sencillos y distintas dificultades para tratar de ayudarte e inspirarte por si te estás animando a ponerte manos a la obra, pero no te lo pienses mucho, que se te echa el tiempo encima 😉

24 CALENDARIOS DE ADVIENTO “DIY”

Un recopilatorio de (San) Pinterest, a donde te llevará el link de cada imagen si quieres ver más detalle.

NUESTRO CALENDARIO DE ADVIENTO “DIY”

Además, te enseño también el nuestro, mezcla un poco de todo lo que he ido viendo por las redes.

La idea inicial era utilizar cajas de cerillas, pero me parecía un poco loco comprarlas todas de golpe en lugar de haber sido previsora y guardarlas durante el año (iba a tener cerillas para el resto de nuestra vida… y más XD) así que la descarté.

Con el tiempo acechando confieso que también me tentó la idea de comprarlo hecho… pero al final resistí y decidí construir cajitas de cartulina ORIGAMI y decorarlas improvisando un poco, reconozco también que el empujón final fue poder contar con la ayuda de mi hermana pequeña, mucho más mañosa y super fan de las manualidades, no como yo 😛

Así que nos pusimos manos a la obra y al final pasamos una tarde bastante divertida haciendo cajitas entre risas gracias a mi reincidente torpeza con las manualidades XD El paso a paso sería más o menos este:

Pero como con fotos no me parece que quede muy claro y explicarlo escrito tampoco creo que ayudara demasiado, te dejo el link de un video donde explican el paso a paso, seguro que mucho mejor que yo 😉  https://www.youtube.com/watch?v=VV3SykqDWRI 

Pasado un ratito, ya teníamos nuestras 24 cajitas preparadas y listas para decorar así que nos pusimos a ello 🙂

DIY: Calendario de adviento (24 ideas)

Mi idea inicial era meterlas todas en un gran jarrón que compré en IKEA y decorarlo para ponerlo junto al árbol en nuestro rincón navideño, pero resultó que el jarrón gigante al final no lo era tanto y no cabían ni la mitad XD así que andaba improvisando hasta que me dieron una idea: colocarlas todas en una bandeja. No quedan mal del todo y a mi la cabeza ya no me da para mucho más XD así que ya tienen su puesto adjudicado 😛

DIY: Calendario de adviento (24 ideas)

Ahora solo falta rellenar las cajitas y para eso toca exprimirse de nuevo el coco para tratar de ser original o por lo menos, hacerlo lo más acorde posible a los intereses del peque (o de quién sea a quien le estés preparando el calendario 😛 ) Hay quién sigue la tradición y lo rellena con dulces y chocolates, otros meten pequeños regalos y los hay quienes prefieren que todo el contenido sean experiencias en familia, porque al fin y al cabo, nuestro tiempo es el mejor regalo que les podemos hacer, eso sí es seguro 😉

24 IDEAS PARA RELLENAR EL CALENDARIO DE ADVIENTO

En fin, nosotros hemos decidido hacer un mix y mezclar un poco todo: dulces, regalitos y actividades en familia. Algunos de ellos no caben en una cajita, así que aprovecharemos y jugaremos un poco al escondite con la peque, haciendo que busque en distintos sitios de la casa, que además es algo que últimamente le interesa  y divierte mucho 🙂

 

Como ella tiene ahora 2 añitos, es posible que abrir una caja y encontrarse un papel que no entiende no le resulte muy llamativo, así que he pensado en hacerlo de una manera más visual, añadiendo además del texto unos dibujos o fotografías que le ayuden a formar una idea de lo que significa el mensaje sorpresa.

mercadillo_navidad_getty_att_01102013

Como 24 ideas para rellenar el calendario de adviento a veces resultan demasiadas, te dejo además un listado de las nuestras (en cualquier orden) por si alguna puede encajar también en vuestro calendario 😉

  • Un cuento navideño (en nuestro caso, “Sueños de nieve”)
  • Día de cine
  • Una pulsera de caramelos
  • Una piedras con formas de corazón (que nos vendrán bien para una futura mesa de la paz :P)
  • Un baby pelón (un muñeco precioso con el que además ayudamos en una buena causa)
  • Gominolas con forma de corazón
  • Montar y decorar el árbol de Navidad
  • Una cajita de música
  • Visitar un mercado navideño
  • Manualidad: Regalitos para la familia
  • Piruletas
  • Decorar las ventanas con motivos navideños
  • Sellos para manualidades
  • Una marioneta navideña
  • Escapada a la nieve (o en su defecto, nieve casera XD)
  • Monedas de chocolate
  • Hacer velas
  • Paseo por la ciudad (en nuestro caso Barcelona) luminosa y decorada
  • Kinder Choco-Bons
  • Tomar un chocolate caliente
  • Bailar y cantar villancicos
  • Lacasitos
  • Manualidad navideña (por ejemplo, hacer un muñeco de nieve)
  • Hacer galletas

Y aquí acaba nuestra experiencia de noviembre preparando el calendario de adviento que estamos deseando estrenar en unos días… ¡Será el primer año para la peque! A ver que tal se nos da… En fin, te cuento por las redes 😉

¿Y tu, ya tienes el tuyo a punto?

¡Si te ha gustado, compártelo! 

Y si no quieres perderte nada, síguenos en Instagram y Facebook

facebookpinterest
DIY: Pintura casera para la bañera (bath paint)

DIY: Pintura casera para la bañera (Bath Paint)

Es una realidad que a la mayoría de los niños les encanta dibujar y pintar, igual que lo es que a menudo cuando trabajan con pintura es irremediable acabar la actividad en la ducha o la bañera tras experimentar no sólo pintando en el lienzo o papel sino haciendo auténticas obras body painting, por lo menos mi peque es especialista, ya lo ves XD

Así que pintar en la bañera me parece una opción ideal no solo para minimizar el desastre que suele acompañar a los pequeños artistas sino para maximizar la diversión con una actividad acuática, creativa y sensorial.

Y como compartir experiencias es genial, reservamos esta actividad para una de nuestras quedadas con una amiguita y la verdad es que estuvieron un buen rato entretenidas, os aseguro que todo un éxito teniendo en cuenta los antecedentes XD

Lo mejor de todo es que la pintura casera es super segura, sencilla y rápida de preparar así que puedes hacerlo prácticamente cualquier tarde improvisada y por supuesto, lo más importante: se limpia sin ningún esfuerzo, simplemente pasando un chorro de agua 😉  Lo tiene todo para gustar a peques y mayores, verdad? Pues ahí va la receta y experiencia:

Necesitaremos:

  • 250-300ml de jabón líquido infantil
  • 3 cucharadas de maicena
  • Colorantes alimentarios
  • Recipiente para la pintura (Nosotras hemos usado una bandeja para hacer cupcakes)
  • Pinceles

Paso 1: Mezclamos el jabón y la maicena

Paso 2: Repartimos la mezcla en los recipientes

Paso 3: Agregamos el colorante

Paso 4: ¡A pintar!

Preparé la pintura mientras la peque dormía (aunque también resulta una receta ideal para integrarles y que trabajen la motricidad y los colores, entre otras cosas) y una vez lista, no pude resistirme a probarla, que no siempre me salen bien estos mejunjes… Y sí, ¡funcionaba! 😛

Estaba segura de que les iba a encantar pero no tenía claro si la pintura iba a estar a salvo más de un minuto dentro de la bañera… Metimos un pequeño escalón de plástico que tenemos para adaptar el baño a la peque y sobre él pusimos la bandeja, la suerte estaba echada xD

No hicieron falta demasiadas explicaciones, tuvieron super claro que aquello molaba y que a su alrededor tenían un gran lienzo para disfrutar, así que se pusieron manos a la obra. Para nuestra sorpresa parecían bastante conscientes de que debían mantener a salvo la pintura y se movían con bastante cuidado (todo lo que cabe esperar teniendo en cuenta que tienen 22 y 25 meses, claro)

Más tarde comenzó el momento “body painting” y las guerras de pintura. Después de eso la bandeja quedó sumergida y la pintura pasó a formar un curioso color de agua (sucia XD) pero ellas siguieron encantadas un buen rato más, inventando y jugando en la bañera de la manera tradicional, que también mola mucho 😉

¡Si te ha gustado, compártelo! 

Y si no quieres perderte nada, síguenos en Instagram y Facebook

facebookpinterest
BLW friendly: Tallarines con champiñones y calabacin

BLW Friendly: Tallarines con champiñones y calabacín

Confieso que me cuesta mucho introducir la verdura en nuestra dieta (por mis gustos culinarios, no por otra cosa XD) y mucho más cumplir eso de las 5 piezas de fruta y verdura que se suponen ideales para una dieta equilibrada. Pero lo intento, juro que lo intento 🙂

Por eso siempre ando buscando ideas para introducir la verdura en nuestro día a día de una manera más disimulada, por así decirlo. Y esta receta vegana es una de esas que me vienen de perlas porque además se combina con mi indiscutible entrante favorito: la pasta. Y así si que no falla 😛

Además resulta un plato sencillo aunque saludable y muy equilibrado por sus ingredientes. Sin duda merece la pena probarlo 😉

Ingredientes (2 raciones y 1/2)

  • 300 gramos de tallarines
  • 200 gramos de nata para cocinar vegana (yo suelo usar de avena o de almendras)
  • 125 gramos de champiñones
  • 1 calabacín grande
  • Cebolla en polvo
  • Margarina (opcional)
  • Pimienta negra
  • Aceite
  • Sal (Evitarla para los menores de un año y moderarla para el resto) 

Paso 1: Lavamos y troceamos el calabacín

Paso 2: Cocinamos el calabacín

En una sartén a fuego medio ponemos una cucharadita de margarina y un chorrito de aceite (puede ser todo aceite si prefieres evitar la margarina). Cocinamos el calabacín.

Paso 3: Agregamos los champiñones troceados

Seguimos cocinando durante unos 5 minutos. Agregamos la cebolla en polvo, pimienta y sal (Recuerda evitarla para los menores de un año)

Paso 4: Añadimos la nata vegetal

Cocinamos durante varios minutos hasta conseguir una mezcla cremosa. Podemos rectificar de sal y pimienta para dejar a nuestro gusto.

Paso 5: Trituramos la salsa (opcional)

Paso 6: Cocinamos la pasta de manera habitual

Paso 7: Mezclamos la pasta y la salsa

Paso 8: Servimos

¿Te apetece? Si te animas a hacer esta receta, te invito a que me mandes los resultados, versiones y experiencia de los peques con este plato.

Recuerda que, coma cuanto coma tu peque hoy (mucho, poco o nada), la hora de la comida debe ser un momento agradable en familia, confía en su autorregulación y disfruta de esta etapa de exploración y aprendizaje que le aporta mucho más que nutrición 🙂

¡Si te ha gustado, compártelo! 

Y si no quieres perderte nada, síguenos en Instagram y Facebook

facebookpinterest
DIY: Pintura facial casera

DIY: Pintura facial casera

Algunos celebran todos los Santos, otros el magosto o la castañada y cada vez son más los que se apuntan a festejar Halloween. La verdad es que en casa no tenemos tradición concreta para este día pero como cualquier excusa es buena para hacer del día algo distinto, nos apuntamos un poco a todo XD Así que sí, este año tenía pensado algún disfraz para la peque, algo sencillo para no complicarme… Y una vez más lo veía venir: ha llegado el día y aquí estamos, compuestas y sin disfraz.

Así que toca improvisar un poco con lo que tengamos por casa. Pero todo el mundo sabe que un disfraz sin maquillaje es un poco un disfraz a medias, así que he recordado una receta super sencilla que encontré hace un tiempo navegando por la red y no me he podido resistir. Al fin y al cabo… ¿Qué mejor día que hoy? 😛

Esta pintura facial casera me parece además un DIY ideal para no recurrir a las pinturas baratas de muchos bazares y así conocer el compuesto de lo que estamos usando para estar seguros de que en ningún caso les perjudicará.

Además es super rápido y fácil de hacer así que si a ti también te ha pillado el toro, no dejes escapar este gran recurso, te aseguro que es genial 😉

Necesitaremos

  • 8 cucharadas de crema con óxido de zinc (Yo he usado la crema bálsamo de Mustela para roces e irritaciones)
  • 2 cucharadas de maicena
  • Colorantes alimentarios

Paso 1: Ponemos la crema en un bol

Paso 2: Agregamos la maicena y mezclamos

El objetivo es conseguir una mezcla lo suficientemente espesa para que no caiga si damos la vuelta a la cuchara. Si ha quedado muy líquida puedes añadir más maicena poco a poco hasta dar con ella o por el contrario, más crema si la ves excesivamente espesa.

Paso 3: Repartimos entre tantos recipientes como colores queramos

Paso 4: Aplicamos color

Si dejáis uno sin color os servirá como blanco, claro 😉

Paso 5: ¡A pintar!

El resultado en la piel es bueno, al cabo de un rato se seca y se mantiene bastante bien, además es muy fácil de quitar con agua y jabón o incluso con una toallita.

Ahora sólo queda echarle imaginación y maquillar a la peque… ¡A ver qué sale! En fin, sea como sea, seguro que lo pasamos bien y ese siempre es el objetivo 😀

Ya me despido, no sin antes aprovechar para desear lo pases de miedo, que tengas una feliz víspera y una gran noche, sea como sea que la celebres 😛

¡Si te ha gustado, compártelo! 

Y si no quieres perderte nada, síguenos en Instagram y Facebook

 

facebookpinterest
crianza-feliz

En busca de la crianza feliz

Hace poco, una conversación con unos buenos amigos (os quiero, guapos :P) me movió, de ella surgió la necesidad de profundizar sobre nuestro estilo de crianza y me llevó, días después, a recorrer mentalmente de nuevo el camino que me llevó a ser la madre que hoy soy y a defender las cosas que defiendo. ¿Como he llegado hasta aquí? ¿Es posible que haya caído en eso que algunos llaman extremismo y que tan poco me suele gustar? ¿Acaso de repente y sin darme cuenta me he vuelto una madre loca y radical encerrada en su mundo ideal? Necesitaba verme con perspectiva, la verdad, así que me puse a pensar…

Crianza respetuosa, consciente, natural, crianza con apego… Todas esas expresiones que de casualidad, no se muy bien cómo ni por qué, se cruzaron en mi camino y hoy no dejan de repetirse en mi entorno virtual (ojalá más en el real). Y yo no puedo dejarlas pasar, no puedo dejar de leer, de escuchar, de informarme una y otra vez, para intentar llevarlo a nuestro hogar.

Pero no porque está de moda, no porque lo dicen los expertos o los bloggers más puestos en el tema sino porque a cada palabra que leo o escucho suele suceder que mi sentido común asiente satisfecho como diciendo: ¡Exacto, ese es el camino! Y yo, le sigo.

Le sigo aunque se que no es un reto fácil, le sigo a pesar de la replica ante enraizados hábitos sociales, le sigo consciente de que no siempre saldrá bien y mientras tanto, trato de derribar la culpa por el camino, que no es buena compañera.

¿Por qué la crianza consciente?

En el sentido literal, busco la definición exacta, “CONSCIENTE – Que siente, piensa y obra con conocimiento de sus actos y de su repercusión”. Esta es fácil: Si no te informas vas a ciegas, el instinto y el sentido común ayudan mucho, los millones de consejos, acertados o no, que nos regalan a menudo pueden estar bien, pero la información es poder y hoy en día abunda, así que no hay excusa, sea cual sea tu postura.

En el sentido más amplio de la expresión, me parece que una crianza consciente del hoy, dentro de la actividad desenfrenada que se adueña en nuestro día a día, es de vital importancia. Ser consciente de ese momento en que se encuentra, ese justo momento que es el ahora y no vuelve más, no sólo me parece una de las claves para una crianza plena y satisfactoria sino que es la llave para tratar de disfrutar cualquier circunstancia de la vida.

Crianza consciente maminatura

Además, ver el mundo desde su perspectiva, ser consciente de algún modo de su conciencia, me lleva sin duda a comprender muchas de las situaciones que vivimos y que a veces me desbordan, me ayuda a empatizar, al fin y al cabo, para ser más justa y flexible, aunque no siempre resulte fácil.

¿Por qué la crianza natural?

Simplemente porque confío en la naturaleza, que lleva millones de años demostrando su fuerza, su grandeza y perfección. Y en cuanto a esto, confieso que leer a Maria Montessori me ha abierto de par en par los ojos ante lo evidentemente extraordinaria que es su creación; y es que, día tras día observando a mi peque, no puedo más que asombrarme y reafirmar que el aprendizaje en los primeros años, de hecho el más importante, no es mérito de los adultos (por mucho que nos empeñemos) sino fruto de su evolución natural.Crianza natural - maminatura

Y es un proceso impecable que merece la pena admirar, así que mi opción es ofrecer buen ejemplo, el mejor ambiente posible y disfrutar. Porque ver crecer a un niño, tratando de no intervenir más de lo necesario, es realmente un espectáculo y una maravilla.

¿Por qué la crianza respetuosa?

En primer lugar y al hilo de lo dicho ya, porque confiar en la naturaleza conlleva respetar su desarrollo y por lo tanto, sus tiempos, sus necesidades y su espacio.

Además, porque ser responsable de su cuidado no me hace sentir superior sino simplemente responsable. Los limites existen, las normas están, pero trato objetivamente de diferenciar las que son realmente importantes de las que podemos negociar.

Sencillamente porque el hecho de ser pequeñita no la hace menos persona y merece el mismo respeto que mi pareja, mis amigos, mis vecinos o cualquiera que se cruce en mi camino, a quienes por supuesto estaría muy mal visto que tratara de corregir a golpes, por simbólicos que fueran.

Porque la violencia sólo genera violencia y pegar a los niños además de irrespetuoso y humillante es delito por mucho que a la sociedad le cueste asumirlo aún. Y estoy segura de que llegado a ese límite y bajo el pretexto de educar al niño en realidad ocurre que, movido por la frustración, es el adulto quien ha perdido su equilibrio emocional y esto es algo en lo que sin duda merecerá la pena trabajar.

El resto, y si se hace con premeditación, para mi es un punto de vista francamente equivocado (he visto a una madre decir a su hija “NO SE PEGA” mientras le daba azotes en el culo) o simplemente pura maldad.

Porque ser un buen ejemplo me parece, sinceramente, el mejor camino para inspirar ciertas conductas en lugar de imponerlas y ser su mayor influencia, de hecho me beneficia, ya que consciente de su mente absorbente trato de ser siempre la mejor versión de mi misma.

Finalmente, porque no puedo más que respetar a mi hija, esa que tanto me enseña y por la que soy un poquito mejor cada día.

¿Por qué la crianza con apego?

Lactancia materna, colecho y porteo son tres de las costumbres más relacionadas con este estilo de crianza y si te soy sincera, mi peque ha crecido prácticamente sin ninguna de las tres, así que lógicamente más de una vez me he auto-cuestionado. Me explico:

La lactancia materna fracasó a las pocas semanas y sí, se que podría haberlo hecho mejor pero así sucedió y así lo acepto, sin culpa.

El porteo tampoco triunfó demasiado y la razón fue una mochila no ergonómica que nos regalaron con todo el amor y probablemente el peor asesoramiento. La verdad es que nunca la llevé a gusto, iba incómoda, me hacía daño en la espalda y los hombros. Ahora entiendo el por qué, pero por entonces no conocía tanto el tema y como de todas formas, la peque iba tranquila en el carro (o en brazos) tampoco surgió la necesidad de investigar y buscar mejores soluciones.

En cuanto al colecho, simplemente nos dejamos llevar. Ella siempre ha dormido bien en su cunita junto a nosotros pero de no ser así, hubiéramos pasado más noches en la misma cama, sin problemas. De hecho, seguimos durmiendo juntos siempre que nos apetece (a ella o a nosotros :P)

Todo ello me llevó irremediablemente a cuestionar si realmente estábamos siendo las figuras de apego que pretendíamos ser. Y la respuesta, para mi tranquilidad, es que sí. Que esas prácticas, buenas en cualquier caso, no tienen porqué conllevar una crianza con apego y que su ausencia, por supuesto, no implica que el apego sea inexistente.

Crianza con apego - maminatura

Y que, más allá de eso, el hecho de tratar de anticiparse y satisfacer sus necesidades, el hecho de ofrecer consuelo cuando lo precise y estar presente para brindar el amor y cariño que le hacen sentir segura sí es algo fundamental para crear ese vínculo tan necesario. Trato de ser esa persona en la que confía, con la que sabe que puede contar y por ello, además de su comportamiento en general, estoy segura de que sí, nuestra crianza es también con apego.

La conclusión

Al final, profundicé en muchos estilos de crianza para valorar que es lo que hace, en cada caso, que lo defienda y en qué medida trato de aplicarlo para tratar de responderme… ¿Soy una madre loca y extremista que vive en su mundo ideal? Tal vez haya quién pueda verme así, pero la realidad es que no es así como me siento.

Leo, me informo, cojo aquello que me convence y lo que no, lo descarto. Puede que sea demasiado optimista, que idealice las soluciones óptimas a cada situación y la realidad es que posiblemente queden en algún caso lejos de parecerse. De la teoría a la práctica va mucho trecho, es verdad.

Pero si algo he aprendido de Montessori es a valorar el proceso en lugar del resultado y es que en ningún caso me beneficiará el dejar de intentarlo excusada en la utopía, mientras que el simple hecho de aspirar a conseguirlo me llevará por un camino que me hará mejor, no solo como madre sino como persona. Solo por eso merece la pena intentarlo.

Crianza feliz - maminaturaAsí que sí, yo escojo la crianza consciente, la crianza con apego y natural. Escojo la crianza respetuosa con mi hija y el respeto a las decisiones de los demás en sus crianzas.

Escojo, principalmente, el respeto hacía mi misma porque no creo en el sacrificio ciego y para que mi peque disfrute de una crianza positiva es imprescindible que así la sienta yo también.

Escojo, HOY, criar en la forma en que lo hago porque es lo que HOY funciona en casa. Tal vez si ella no fuera como es, ahora pensaría diferente; puede que mañana ya no piense igual, pero de lo que sí estoy segura es de que, se llame como se llame la manera en que educamos, nuestra meta siempre será aquello que hace que mi hija se sienta bien y con lo que en casa nos sentimos satisfechos, aquello que más pretenda un hogar equilibrado y en calma. Nuestro destino, nuestro horizonte será siempre, si debemos ponerle un nombre, la crianza feliz.

¡Si te ha gustado, compártelo! 

Y si no quieres perderte nada, síguenos en Instagram y Facebook

 

facebookpinterest
BLW friendly: Fideuá con pavo y champiñones

BLW Friendly: Fideuá con pavo y champiñones

La preparación de esta fideuá es muy similar a la que hacemos en casa con pescado y marisco solo que sustituyendo algunos alimentos. Surgió un día improvisando con lo que tenía por la cocina y de repente… ¡sorpresa en casa! Una nueva receta de las que hacen que la peque rebañe el plato.

Y oye, ella suele tener mucho criterio a pesar de su corta edad (consecuencias del BLW supongo 😛 ) así que me lo tomo como un halago y te invito a que pruebes en casa, seguro que triunfas 🙂

Ingredientes (3-4 personas)

  • 400 gramos de fideos Nº 2
  • 250 gramos de pechuga de pavo
  • 125 gramos de champiñones
  • 750 ml de caldo de pollo
  • 3 cucharadas de tomate triturado
  • 1 diente de ajo
  • 1 cucharadita de pimentón dulce
  • Perejil picado
  • Aceite
  • Sal (Evitarla para los menores de un año y moderarla para el resto) 

Paso 1: Troceamos y cocinamos el pavo

Salpimentamos y doramos los dados de pavo en una sartén con aceite. Reservamos en un plato a parte.

Paso 2: Troceamos los champiñones

Paso 3: Cocinamos los champiñones

En la misma sartén cocinamos los champiñones (si es necesario podemos añadir un poco más de aceite) y una vez hechos añadimos el pavo reservado anteriormente.

Paso 4: Agregamos el tomate y el pimentón

Mezclamos y cocinamos durante unos minutos.

Paso 5: Creamos una mezcla de ajo, perejil y acetite

Paso 6: Integramos la mezcla anterior en la sartén

Paso 7: Añadimos los fideos y cocinamos unos minutos

Paso 8: Agregamos el caldo y cocinamos

Añadimos el caldo templado y cocinamos a fuego medio-alto el tiempo necesario para que los fideos estén al dente. Una vez listo, dejamos reposar unos minutos.

Paso 9: Servimos

BLW friendly: Fideuá con pavo y champiñones

¿Te apetece? Si te animas a hacer esta receta, te invito a que me mandes los resultados, versiones y experiencia de los peques con este plato.

Recuerda que, coma cuanto coma tu peque hoy (mucho, poco o nada), la hora de la comida debe ser un momento agradable en familia, confía en su autorregulación y disfruta de esta etapa de exploración y aprendizaje que le aporta mucho más que nutrición 🙂

¡Si te ha gustado, compártelo! 

Y si no quieres perderte nada, síguenos en Instagram y Facebook

 

facebookpinterest
Actividades con niños - DIY - Dibujando con sal y tizas

DIY – Dibujando con sal y tizas

Las manualidades a menudo son una buena forma de pasar el tiempo en familia y los peques, a prácticamente cualquier edad, suelen estar dispuestos y entusiasmados por participar. Es cierto, sin embargo, que depende del período sensible en que se encuentren podremos orientar la actividad de un modo u otro.

No es lo mismo que el artista tenga 5 añitos, edad en la que ya domina bastante y puede dar rienda suelta a su imaginación, a que tenga apenas 2 años, en cuyo caso probablemente encontrará nuevos retos en cada paso del proceso y se centre más en investigar y experimentar que en la manualidad propiamente dicha. En cualquier caso, la actividad siempre aportará nuevas experiencias y eso siempre es positivo 🙂

En nuestro caso, la peque cumple 2 años en unos días así que más que en el dibujo, nos hemos centrado en cada fase para tratar de aprovechar el ejercicio y trabajar la motricidad fina e introducir de paso algunas formas y colores.

En casa hemos hecho 4 colores básicos, coincidiendo con las tonalidades de unos divertidos especieros que encontré por casualidad y a los que, teniendo ya esta manualidad en mente, no me pude resistir 😛

Claro está que a partir de esos colores básicos pueden formarse nuevos tonos, una excusa ideal para trabajar las mezclas con los peques más avanzados.

Nosotras preparamos los colores y dibujamos en días distintos, porque su capacidad de concentración todavía no da para tanto, y mi paciencia para limpiar después de cada actividad también es algo que está madurando poco a poco XD Así que como te digo, lo hicimos por partes.

Parte 1: Preparando la actividad

Necesitaremos

  • Tizas de colores
  • Cola blanca
  • Sal

Lo primero es rayar las tizas de colores, por separado

 

A cada color le añadimos un poco de sal

Y mezclamos hasta obtener un color homogéneo

Pasamos cada color a un recipiente (especiero en nuestro caso)

Ya tenemos los colores preparados

Bonus track sensorial: “Dibujos” en la mesa antes de recoger XD

Parte 2: Dibujando

El procedimiento seguro que lo conoces ya 🙂 Se trata de pintar con cola blanca en la cartulina y luego espolvorear la sal de colores por encima. Finalmente se le da la vuelta al dibujo para eliminar el exceso y así quedará pintada en relieve la forma o dibujo que hayamos hecho.

En mi optimismo, dibujé un circulo y un cuadrado con el fin de introducir el nombre de esas formas e intentar que pintara dentro de un límite más o menos grande para trabajar la coordinación y la atención, aunque como ves, finalmente parecen estar en el dibujo por mera casualidad XD

Estoy segura de que hay infinitas posibilidades para que los pequeños maestros hagan grandes obras de arte con esta técnica… así que por favor, no juzgues esta actividad por mis super básicos ejemplos porque ya he dicho alguna vez que dibujar no es lo mío, para nada XD

¡Si te ha gustado, compártelo! 

Y si no quieres perderte nada, síguenos en Instagram y Facebook

facebookpinterest
sorteo10000

Sorteo 10.000 fans – Super Lote

Gracias, gracias y DIEZ MIL veces gracias. Ha pasado prácticamente un año desde que abrimos nuestras puertas virtuales y aquel proyecto que comenzamos con mucha ilusión pero a la vez incertidumbre hoy no sólo es una certeza sino que es parte esencial de nosotros.

Casi 365 días en los que sin lugar a duda hemos crecido… y mucho. Sí, 10.000 Me Gusta en Facebook, 1300 seguidores en Instagram, más de  4000 alumnos en nuestro curso online gratuito de Baby Led Weaning y cientos de familias y escuelas que diariamente confían en nuestros productos. Pero eso sólo son números, cuando hablamos de crecimiento nos referimos a una gran evolución, siempre en positivo, no sólo como padres sino como personas.

Y es que, para nosotros, Mami Natura no es sólo una tienda online, no es una simple juguetería. Es un camino hacía el (re)descubrimiento de algo tan bello como es la infancia, es la búsqueda de la consciencia y el reto de ser un poquito mejores cada día. Eso es lo que realmente le da valor a nuestro espacio, eso es por lo que nos encanta trabajar en ello y lo que nos empuja a seguir cada día.

Bueno, eso y vosotros, claro 🙂 Los que nos escribís agradecidos, los que valoráis el trabajo bien hecho, aquellos que compartís entusiasmados las entradas de nuestro blog… en definitiva, todos los que estáis ahí detrás: no os vemos, pero os sentimos.

Y es que es gracias a todos vosotros que día a día aumenta nuestra motivación para continuar trabajando en el propósito de llevar la crianza más natural y respetuosa a todas esas familias que creéis, como nosotros, en otro modo de hacer las cosas, a todas aquellas familias que sentís y observáis a los niños a través de un cristal muy similar al nuestro.

Por todo eso, hoy, que celebramos vuestros 10.000 likes y ya que estamos nuestro aniversario, tiramos la casa por la ventana; hoy, que estamos más felices que unicornios por senderos de arcoíris (XD), queremos agradecer vuestro apoyo poniendo en juego un super lote escogido con mucho cariño y que os aseguro no tiene desperdicio, un regalazo valorado en más de 160€ que esperamos os haga tanta ilusión recibir como a nosotros sortearlo.

El super lote

El arcoíris grande de Grimm

Un material que no necesita presentación. El juguete de inspiración Waldorf que siempre triunfa en su absoluta sencillez. Fabricado en madera de tilo y pintura al agua no tóxica, sus arcos serán todo lo que tu peque quiera que sean: soporte para las muñecas, cerca de los animales, túnel o puente para vehículos, casa de los enanos, muñecas y un sin fin de esculturas increíbles. Un genial material desestructurado que permite llevar al límite su imaginación y que en ningún caso podía quedar fuera de cualquier gran lote que se precie 🙂  

El monstruo de colores POP-UP

monstruo de colores pop up alegría

Sin duda uno de los favoritos entre peques y mayores. Un libro que ayuda a comprender las emociones a través de un entrañable monstruo que según se encuentre, cambia de color. En su versión tradicional ya es un gran libro, pero es que los preciosos diseños de este POP UP suman vida a la historia de una manera sorprendente. A nosotros nos tiene enamorados y teníamos que incluirlo en el sorteo sí o sí 😉

12 Nins

Seguro que te has fijado, ninguno de estos coloridos muñecos tienen ojos ni género y no es por casualidad. El hecho de que nada los encasille en un personaje concreto los hace absolutamente polifacéticos, serán lo que los niños quieran que sean y eso es algo que fomentará sin duda la imaginación y la creatividad de los más pequeños.

Este es un material de la emergente marca de proximidad, Grapat, que pone todo su amor y cariño en elaborarlos de una manera totalmente artesanal. Eso es lo que los hace extraordinarios y especiales, y eso es por lo que tienen cabida en este sorteo tan único y exclusivo como ellos 😉

Dados para contar historias

Otro juego imprescindible para explotar la creatividad. El objetivo es contar una historia que integre cada una de las imágenes que muestran los dados. Un material ideal no sólo para que los niños creen sino para pasar un rato divertido en familia mientras se construye una historia entre todos, por ejemplo.

Siempre decimos que el tiempo con nuestros hijos es el mejor regalo que podemos hacerles y por eso este conjunto nos parece una genial parte de nuestro lote, un pequeño regalo que puede ofrecer cosas muy grandes 🙂

Semicírculos de colores

Otro colorido material desestructurado de la marca Grimm con el que exprimir la creatividad a través de distintas composiciones y puzzles gigantes donde lo único que importa es la imaginación.

Resulta, además, un material perfecto para cerrar el sorteo, unas bases perfectas que son el gran toque final al integrarlo con el arcoíris grande de Grimm, cuyo conjunto hará que las creaciones de los peques lleguen a lo más alto. Quién sabe si serán grandes rascacielos o pequeños poblados en los que, por que no, tal vez vivan 12 Nins muy simpáticos 🙂

semicirculos-de-colores

Las condiciones para participar

  • La participación se consigue dando “Me gusta” a la publicación de éste sorteo en nuestra página y compartiéndola a través de Facebook. (¡Atención! Es importante que al compartir la publicación lo hagas en modo “Público” ya que de lo contrario es posible que no podamos verla en tu muro si resultas finalmente ganador)
  • El sorteo se dará por finalizado el viernes, 14 de octubre de 2016 a las 20:00h.
  • Una vez finalizado el plazo, se escogerá el ganador de forma aleatoria y se comprobará que cumple los requisitos de participación (SER FAN, ME GUSTA Y COMPARTIR). Si el ganador no cumple alguna de las condiciones se procederá a escoger un ganador reserva de igual forma.
  • Como por normativa de Facebook no podemos publicar el nombre ganador en la red, etiquetarlo ni contactar con la persona mediante mensaje, su nombre se publicará en este mismo artículo y se notificará en Facebook para que podáis entrar a consultarlo aquí. Si eres el/a ganador/a tendrás que ponerte en contacto con nosotros para acordar la entrega.
  • El envío está incluido para península. Se aceptan participantes de Baleares y Canarias, sin embargo los portes se excluyen del premio en ambos casos.

¿Crees en tu buena suerte?

Si la respuesta es negativa… vamos, cambia esa actitud 🙂 Porque es justo ahí donde empieza nuestro destino, y es que resulta que la gente optimista también suele ser la que mejor suerte tiene.

Así que te animamos a que participes no sólo por si acaso sino creyendo realmente en tus posibilidades y no en las de los demás. Participa sabiendo la ilusión con la que lo recibirán tus peques y visualiza este lote llegando a tu casa, sí… ¿Por qué no? La realidad es que puede que esta vez la fortuna esté de tu parte.

Y EL NOMBRE GANADOR ES…

¡¡Ana Carbonero Molina!!

Si eres tu… ¡enhorabuena! Ponte en contacto con nosotros para realizar el envío 🙂 Si no has tenido suerte esta vez, ¡no decaigas! que dentro de poco llega la mágica Navidad y quién sabe que nuevas sorpresas y sorteos puede traernos… 😉

facebookpinterest